Habilidades y métodos para Innovar: una asignatura pendiente

Los entornos altamente competitivos exigen a las organizaciones un grado de flexibilidad y renovación constante. Las empresas se preguntan cuál es la mejor forma de afrontarlos, qué decisiones tomar y en qué dirección hacerlo.

A veces el único camino que queda simplemente es innovar, pero aún teniendo esto claro, la organización cae de nuevo en un mar de dudas: ¿innovar en qué? ¿cómo nos preparamos para esto? ¿qué necesitamos saber? ¿disponemos de los recursos? ¿por dónde empezamos? La innovación requiere cambios, y sin duda, las organizaciones deben estar preparadas para generarlos y asimilarlos.

Convertirnos en una empresa pionera exigirá una energía distinta y unas capacidades que conlleven, a priori, el germen de la innovación asociado a posibles ventajas, además del inherente crecimiento de la empresa a través de una nueva propuesta de valor, tanto para sí misma como para los accionistas y clientes. Aquí enumeramos algunas de estas ventajas:

  • A) Las empresas innovadoras están más acostumbradas al manejo de la incertidumbre y su capacidad de reacción ante el entorno es mayor porque sus formas de trabajo y estructuras son flexibles y evolucionan y mutan según las oportunidades y necesidades de los escenarios posibles.
  • B) Las empresas pioneras también logran operar en el mercado con cierta independencia respecto de sus competidores. Generar nuevos produtos o servicios implica de algún modo pensar fuera de los límites que nos impone nuestro sector; innovar permite desmarcarse de la competencia, haciendo que la empresa compita contra sí misma, lo que genera un temple de la organización que la hace mas fuerte, sirviendo, a la vez, como ventaja competitiva frente a la concurrencia.
  • C) La innovación también permite tener una visión más clara y extensa de otras oportunidades de negocio. Algunos modelos de gestión como el de Innovación Abierta tienen como objetivo explotar recursos, propios o externos, que nunca antes podían haber aportado valor sin un planteamiento estratégico del negocio basado en la colaboración. Estos modelos de negocio hacen que los límites del mercado donde operan las empresas se difuminen y entren a competir en otros donde nunca hubiesen operado con antiguos planteamientos.
  • D) Por otro lado, la llamada Innovación centrada en el usuario trae consigo el uso de una serie de metodologías y herramientas que ayuda a las organizaciones a crear valor añadido en toda la cadena de valor para llevar al usuario, para el mercado, para los accionistas y para la sociedad en general, algo importante y útil para ser competitivos en escenarios futuros… El calado de las empresas innovadoras en el mercado bajo esta visión de “usuario” es mucho mayor y pueden llegar a cambiar las reglas con las que opera su sector por el hecho de tener una comprensión clara de cómo los productos/servicios colman las necesidades y deseos de nuestros usuarios.

La innovación lleva consigo profundos cambios organizativos. Muchas empresas desean emplear recursos humanos y materiales para que estos cambios se lleven a cabo y es cuando empiezan las dudas antes mencionadas. Para integrar de forma coherente todas aquellas medidas que desarrollen este tipo de cultura empresarial, existen profesionales expertos que pueden ayudar a desarrollar culturas innovadoras acordes a las características y valores de cada empresa. Solo hay que dar el primer paso: dejarse ayudar, si existe el deseo corporativo, los resultados están garantizados….